AMORES EN CIEN AÑOS DE SOLEDAD

“Aureliano y Amaranta Úrsula abrieron los ojos, sondearon sus almas, se miraron a la cara con la mano en el corazón, y comprendieron que estaban tan identificados que preferían la muerte a la separación”.

 

Página 342

Cien años de Soledad

Gabriel García Márquez

 

Editorial Sudamerica

Decimoctava edición

Publicada en Julio de 1970

“Amores en cien años de soledad” es una muestra fotográfica de estirpe pictórica desarrollada por el fotógrafo colombiano Oscar Perfer, bajo la asesoría de la curadora e investigadora María del Pilar Rodríguez, basada en la confesión Gabriel García Márquez le hizo a Plinio Apuleyo Mendoza en "El olor de la guayaba": “(…) No hay en mis novelas una línea que no esté basada en la realidad (…)”, a la luz de la cual Perfer se ha dado a la tarea de identificar en diferentes latitudes del territorio colombiano, fenotipos que correspondan a los distintos personajes de "Cien años de Soledad", haciendo énfasis en esta primera etapa de su proyecto, en las parejas de la obra, exaltando el amor como uno de los ejes de la pieza literaria.

 

Muestra artística que ya ha demostrado un alto impacto, no solo por sus calidades estéticas sino por su capacidad de despertar curiosidad y deseos por releer la obra, reiterando el carácter universal de la misma y sus infinitas posibilidades de interpretación.

 

Un homenaje a la soledad desde el amor y al amor desde la soledad, a la que es por demás, la soledad más conocida del mundo.